18Jun

Wok de verduras y langostinos

wok5ok-2

No te asustes cuando mires más abajo y veas tantos pasos en la elaboración de esta receta. La verdad es que no se por qué me he liado tanto en la explicación, porque hacer un wok de verduras es de lo más sencillo que hay: pelar verduras, cortar verduras, saltear verduras. Creo que ha sido porque me ha quedado tan rico que he querido reproducir todos y cada uno de los pasos que he dado yo. Si te apetece seguirlos te garantizo un resultado de diez. Si no, puedes abreviar y utilizar la fórmula “pelar verduras, cortar verduras, saltear verduras”, que nunca falla.

Utiliza los verduras que más te apetezcan o las que tengas en casa,  yo he puesto las que tenía en mi nevera y un brócoli que he ido a comprar para darle el toque verde que tanto me gusta.

Necesitas un WOK para hacer esta receta. Hace años eran incluso difíciles de encontrar, hoy en día los venden hasta en Ikea, así que casi todos tenemos uno en casa. Si no tienes wok no pasa nada. Puedes saltear las verduras en una sartén normal. Si es una sartén un poco honda, mejor.

 

Wok de verduras y langostinos OK
 
Tiempo
Tiempo
Tiempo
 
Author:
Raciones: 4
Ingredientes
  • 1 cebolla
  • 4 zanahorias
  • 2 pimientos verdes
  • ½ pimiento rojo
  • 1 brócoli
  • 1 manojo de espárragos trigueros
  • 16 langostinos frescos
  • Salsa de soja
  • Un chorrito de brandy flambear
  • Un poco de agua para salsita
  • Semillas de sésamo tostadas
Elaboración
  1. Empezamos lavando las verduras y cortándolas. La cebolla, zanahorias y pimientos en juliana fina, los espárragos en trocitos, y al brócoli le sacamos los "arbolitos" y desechamos el tronco. Reservamos.
  2. Para evitar que el brócoli se quede duro en el wok, podemos escaldarlo antes. Lo introducimos en agua hirviendo durante 1 minuto, sacamos y pasamos por agua fría para cortar la cocción. Reservamos con el resto de las verduras.
  3. Pelamos los langostinos y reservamos. Si queremos, guardamos las cabezas y cáscaras para hacer una salsita.
  4. Paso opcional (recomendado): Ponemos las cabezas y cáscaras de los langostinos en un recipiente al fuego con unas gotas de aceite de oliva. Las cocinamos unos segundos aplastándolas con un tenedor para extraer toda la esencia que contengan. Le añadimos un chorro de brandy y con un mechero lo flambeamos. Cuando se apague el fuego, le añadimos un poco de agua y dejamos que reduzca. Colamos y reservamos la salsita resultante para terminar el wok.
  5. Ponemos el wok al fuego, cuando esté bien caliente, añadimos unas gotas de aceite de oliva y salteamos todas las verduras. El tiempo de salteado depende de como nos gusten, si muy al dente o más tiernas, así que dependerá del gusto de cada uno. Estará entre 5 -15 minutos. Salamos, pero sin pasarnos porque luego le añadiremos salsa de soja.
  6. En una sartén aparte hacemos los langostinos. Cuidado con pasarnos que se hacen enseguida, por eso los dejamos para el final. Cuando los langostinos cambien de color de transparente a naranja, significa que están hechos y es el momento de unirlos al wok con las verduras.
  7. Para terminar, añadimos un poco de salsa de soja (unas 2-3 cucharadas) y si hemos hecho la salsita con las cabezas de langostinos, ahora es el momento de agregarla. Si no, podemos utilizar un caldo de verduras o incluso un poco de agua. Espolvoreamos unas semillas de sésamo que previamente hemos tostado en una sartén. Listo!
Notas
Recomiendo poner un poco de bicarbonato (como media cucharita de café) en el agua a la hora de escaldar el brócoli. No le aporta nada de sabor pero intensifica el color verde que luego queda tan bonito en el plato.