23Oct

Calabaza rellena de quinoa, pasas y piñones

La calabaza asada rellena es uno de los platos de otoño que más disfruto. La hago casi cada semana variando los ingredientes. Esta vez, con quinoa tricolor, pasas, piñones, un poquito de ras el hanout, y hierbabuena picada. Una mezcla de sabores increíblemente buena.

El ras el hanout es una mezcla de especias muy utilizada en la cocina marroquí. Literalmente significa “la cabeza de la tienda”, y hace referencia a la mejor mezcla de especias que el tendero puede ofrecer. Se utiliza para condimentar cantidad de platos como los tagine, el couscous, carnes y otros guisos. Encontrarlo aquí no es difícil, lo venden junto al resto de especias en casi todas las grandes superficies. Me gusta tener siempre un bote en casa y de vez en cuando darle un toque exótico a mis platos.

Una receta fácil y resultona para los menús de comida o cenas diarios. Me encantan los platos que nos hacen salir de la rutina de siempre.

Esta es la segunda receta de calabaza rellena que publico. Os dejo el link a la otra para que vayáis variando recetario: calabaza rellena con garbanzos.

Calabaza rellena de quinoa, pasas y piñones
 
Tiempo
Tiempo
Tiempo
 
Raciones: 3
Ingredientes
  • 1 calabaza de 1 kg
  • 150 gr de quinoa tricolor
  • 40 gr de pasas sultanas
  • 40 gr de piñones crudos
  • 1 cucharadita de ras el hanout
  • 2 cucharadas de AOVE (aceite de oliva virgen extra)
  • Un poco de hierbabuena fresca picada
Elaboración
  1. Precalienta el horno a 200º con calor arriba y abajo.
  2. Corta la parte de arriba de la calabaza y reserva la tapa. Con la ayuda de una cuchara, retira las semillas de dentro de la calabaza. Pon ambas (calabaza y tapa) en una fuente para horno y asa durante unos 45 minutos. Pincha la calabaza con la punta de un cuchillo para comprobar que la carne está hecha. Saca del horno y espera a que se temple.
  3. Lava la quinoa. Pon un cazo al fuego con abundante agua y cuando empiece a hervir, añade la quinoa. Cuece durante unos 20-25 minutos (la quinoa de colores tarda un poco más que la blanca). Escurre en un colador y reserva.
  4. Vete sacando la carne de la calabaza. Ayúdate de una cuchara. Retira toda la carne pero deja un poco para no agujerear las paredes ni la base.
  5. Pon una sartén al fuego con un par de cucharadas de aove. Añade los piñones, las pasas, la carne de la calabaza y la quinoa. Pon un poco de pimienta y sal.
  6. Pica un poco de hierbabuena y añádela a la mezcla.
  7. Rellena la calabaza con la mezcla y sirve de inmediato.
Notas
Aprovecha que enciendes el horno para asar otras verduras. O si has comprado la calabaza entera, asa las dos mitades y luego la utilizas para otras elaboraciones. Así ahorras energía y tienes la comida preparada por adelantado.