8Sep

Coliflor con salsa de tomate y pimiento

La coliflor es una hortaliza que levanta pasiones. Ya sea para bien o para mal, no deja indiferente a nadie. O te encanta, o no puedes con ella. Afortunadamente yo soy del primer grupo, ¡me encanta!

Esta es una receta súper sencilla. Solo hay que hervir la coliflor hasta que quede a tu gusto y añadirle la salsa. A mí me gusta al dente por lo que con 10 minutos tengo de sobra. La salsa de tomate y pimiento  la suelo tener preparada en la nevera. Es muy socorrida para improvisar comidas de diario. La mezcla de las dos ¡queda riquísima!

Coliflor con salsa de tomate y pimiento
 
Tiempo
Tiempo
Tiempo
 
Raciones: 4
Ingredientes
  • 1 coliflor
  • 4 tomates grandes y maduros
  • 1 cebolleta grande (cebolla fresca)
  • 1 pimiento amarillo
  • Una pizca de orégano
  • Una pizca de romero
  • ½ cucharadita de estevia (endulzante)
  • 1 cucharada de AOVE (aceite de oliva virgen extra)
  • Un poco de pimienta
Elaboración
  1. Corta la coliflor en arbolitos (retira la parte gorda del tronco). Pon un cazo con abundante agua al fuego, y cuando empiece a hervir, mete la coliflor. Hiérvela durante 10-15 minutos. A mí me gusta que quede al dente, si te parece poco tiempo y la quieres más tierna, déjala unos minutos más. Retira y escurre.
  2. Prepara la salsa. Corta la cebolla y el pimiento en juliana y rehógalos en una sartén con un poco de aceite de oliva. Incorpora los tomates troceados, un poco de orégano, otro poco de romero y un pelín de estevia (endulzante). Deja que se cocine a fuego medio durante 15-20 minutos. Retira y tritura. Si te queda muy espesa, añade un poco de agua. Pásala por el pasapurés para que quede más fina.
  3. Para servir, coloca la salsa en una fuente y reparte la coliflor por encima. Espolvorea un poco de orégano y otro de pimienta.